El Sespa quiere que el médico expedientado sea examinado por un psiquiatra

La negativa de Luis González a someterse a la prueba motivó la sanción, al entender el Servicio de Salud que «quebrantó las normas»
LAURA FONSECA

El caso del médico Luis Andrenio González, sancionado por el Servicio de Salud (Sespa) con tres meses de suspensión de empleo y sueldo, sigue ofreciendo nuevas aristas. Según confirmó EL COMERCIO, el meollo de todo este asunto consiste en la pretensión del Sespa de que este facultativo se someta a un examen psiquiátrico. La Administración cree que el facultativo podría sufrir un trastorno mental que le impide mantener una relación normalizada con su entorno laboral, no así con los pacientes, de los que no consta reclamación alguna, aclararon ayer fuentes del Servicio de Salud.

Al parecer, ante las «reiteradas quejas» de algunos de sus compañeros del centro de salud de El Parque-Somió, que dicen haber sido «insultados y maltratados» por este profesional a lo largo de los últimos cinco años, el Sespa derivó el caso al Servicio de Inspección, que recomendó practicar a Luis Andrenio González un reconocimiento médico-laboral.

La Administración sanitaria estima que los «problemas de relación» que le atribuye con sus compañeros y superiores podrían tener su origen en un trastorno mental. Precisamente, fue la negativa de Luis Andrenio González a pasar por un reconocimiento médico lo que llevó al Sespa a abrirle un expediente y a ordenar su traslado forzoso al consultorio de Tremañes. Salud interpretó las reiteradas negativas del facultativo como un acto de desobediencia. De ahí que en el expediente disciplinario, que fue recurrido por el afectado, se acuse a Luis Andrenio González de «quebrantar las normas».
Imagen

Lo cierto es que este profesional es peculiar. Además de no ajustarse al protocolo de cinco minutos por enfermo, cerrando su consulta más allá de las tres de la tarde, en los últimos años ha denunciado cientos de deficiencias organizativas y de gestión en el centro de salud en el que trabaja. Su actitud ha llevado a que algunos colegas de profesión le tilden de incómodo y otros, de conflictivo.

«Pasar por loco»

Fuentes del Colegio de Médicos, cuya comisión deontológica catalogó el caso de ‘mobbing’, indicaron que el Sespa «lleva años intentando hacer pasar a Luis Andrenio González por loco, ya que es un médico incómodo que denuncia todo lo que se hace mal».Mientras tanto, los pacientes siguen recogiendo firmas de apoyo. Ayer por la tarde uno de ellos, Francisco Farias, de 47 años, realizó varias pintadas de protesta en el centro de salud, lo que llevó a intervenir a la Policía. Tras serle tomados sus datos fue invitado a abandonar el lugar. «Es alucinante que le hagan esto. Lo están sometiendo a una campaña de acoso y derribo», afirmó Farias. Las pintadas, en las que equiparaba al médico gijonés con el ‘doctor House’, fueron limpiadas de inmediato por personal del centro.

lfonseca@elcomerciodigital.com

http://www.elcomerciodigital.com/gijon/20070906/gijon/sespa-quiere-medico-expedientado-20070906.html

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s