Alemania: Niña de quince años internada a la fuerza en una clínica psiquiatrica

Declaración de prensa 02/02/2007 – responsable: Netzwerk Bildungsfreiheit [Red Libertad de Educación]

Alemania: Niña de quince años internada a la fuerza en una clínica psiquiatrica

Bajo el título “Solamente las familias abren perspectivas”, el diario “Erlanger Nachrichten” un día antes de la navidad pasada publicó una foto de la familia Busekros con sus ocho miembros, reunidos felices delante de la corona de adviento. El primero de febrero del presente año sacaron con violencia a la hija mayor de la familia Busekros: “internamiento forzoso a la Clínica Nürnberg Nord, Clínica Psiquiátrica para niños y jóvenes, y privación de la patria potestad” dice el auto judicial.

En verano del 2004 Melissa que hoy tiene 15 años no logró pasar al octavo curso del colegio “Christian-Ernst-Gymnasium” en la ciudad de Erlangen por rendimiento insuficiente en latín y matemáticas, su grupo era muy ruidoso, por ausencia de maestros no hubo un apoyo óptimo para la alumna, repitiendo el curso, por informaciones de la madre, le hubiera tocado estar en un grupo más problemático todavía. Repetir un año para la alumna con buen rendimiento en las otras materias hubiera significado perder mucho tiempo, consecuentemente a Melissa le daban clases individuales y un apoyo específico en la casa. Seguía participando, por deseo propio, solamente en las clases de música y en el coro de su escuela. Pero el colegio y las autoridades escolares no aceptaban la situación. Anularon forzosamente la inscripción de Melissa y la asignaron a la Escuela de Enseñanza General Básica del distrito.

Como consecuencia los padres Busekros seguían enseñando a su hija en casa. Dicho sea de paso que todos los otros hijos de la familia Busekros en edad escolar van a la escuela. Terminando el año escolar 2005/2006 para Melissa terminó la obligación general escolar a jornada completa. A pesar de eso el Departamento de Juventud de la ciudad Erlangen en agosto del 2006 se dirigió al Juzgado en Asuntos Familiares competente que ordenó una citación de los padres y su hija mayor. Para esta citación se presentó solamente el padre. La hija estaba temporalmente en el extranjero. Pero las autoridades insistían y querían saber minuciosamente en qué momento Melissa estaba en qué lugar, además se realizó una visita en la casa de la familia Busekros por la jueza en asuntos familiares sin previo aviso.

La familia Busekros es conocida en los alrededores y querida por los vecinos. Su disposición para ser fotografiada en el ámbito de su casa para el artículo en el diario “Erlanger Nachrichten” muestra que no tienen nada para esconder. Pero para las autoridades esto no era suficiente. El martes, 30 de enero del 2007, a la mañana temprano, sorprendieron a la madre y a los hijos -el padre ya había salido para trabajar- los representantes del Departamento de Juventud de Erlangen y oficiales de la policía que exigieron la entrega inmediata de Melissa. El auto del Tribunal Municipal de Erlangen (Nº. de ref.: 006 F 01004/06) del 29 de enero del 2007 dice textualmente: “Se encarga y se autoriza al Departamento de Juventud competente llevar -en caso de necesidad a la fuerza- a la niña a la citación y servirse para esto de los órganos ejecutivos policiales.”

Llevaron a Melissa a la Clínica Psiquiátrica para niños y jóvenes en la Clínica de Nürnberg, y en presencia del experto, el Sr. Dr. Schanda, la sometieron a un interrogatorio. Después de este interrogatorio, aproximadamente a tres horas y media de haberla llevada forzosamente a la Clínica de Nürnberg, trajeron a Melissa de regreso a la casa de sus padres. Pero a estos, aliviados, y a los tres hermanos menores que antes no habían sabido si y cuando iban a volver a ver a su hija y hermana, y a la misma Melissa, les esperaba ya un choque más grande todavía.

A la tarde del 1º de febrero aparecieron la jueza en asuntos familiares, los representantes del Departamento de Juventud de Erlangen y quince policías en la casa de la familia Busekros, para llevar a Melissa nuevamente a la Clínica Psiquiátrica para niños y jóvenes en la Clínica de Nürnberg. El auto judicial por el cual se ordenó esta medida, según la información del padre, Hubert Busekros, contiene también la privación inmediata de la patria potestad. El procedimiento contra la niña de 15 años, que le concierne además sin ninguna preparación, se justifica con un atraso de desarrollo de aproximadamente un año y la existencia de una fobia escolar. No se sabe cuando los padres y los hermanos recibirán un signo de vida de Melissa, porque cuando existe el diagnóstico “fobia escolar” el procedimiento oficial consiste en interrumpir como primera medida del todo el contacto con las personas de referencia más cercanas porque éstas se consideran acaparadoras.

Solamente las familias abren perspectivas” era el título del artículo que mostraba la foto de la familia Busekros: una feliz primogénita sonriendo rodeada por su familia – ¿será que ahora perderá la sonrisa? ¿Qué harán a esta joven, niña sensible y con talento musical, solamente porque los representantes de las autoridades competentes tienen que hacer un escarmiento en ella? Se conforman conscientemente con que la niña hasta ahora poco llamativa y apreciada se traumatice para imponer con cualquier medio y sin cuestionamiento la obligación alemana de cursar la escuela, y en este caso se trataría sólo de la obligación escolar a tiempo parcial.

Si Melissa viviera en Austria, Chequia, Francia o Bélgica, probablemente todos los interesados -la alumna, los padres y los expertos pedagógicos de las autoridades competentes- estarían contentos porque se sigue un camino óptimo por su individualidad para las necesidades especiales de aprendizaje de la niña. En estos países, como casi en todo el mundo, las clases en casa son una alternativa reconocida para la visita de la escuela, por lo cual sobre todo alumnos con necesidades y talentos especiales tienen grandes ventajas. Muchos de los “Sitzenbleiber” (repetidores de curso) alemanes, teniendo padres tan comprometidos como Melissa, tendrían su diploma antes de los otros jóvenes en el bolsillo. El caso de Melissa en vez lo transforman en una cuestión psiquiátrica: el destino de una alumna alemana.

Netzwerk Bildungsfreiheit (Red Libertad de Educación) protesta enérgicamente contra el comportamiento despiadado, equivocado y totalmente inadecuado al asunto de las autoridades competentes y solicita a los responsables, dejar volver a Melissa Busekros ahora mismo a la libertad y a su familia. Además Netzwerk Bildungsfreiheit (Red Libertad de Educación) exige a todos los políticos y titulares de cargos públicos procurar que, no solamente en Erlangen sino en toda Alemania -si es necesario también con consecuencias con respecto al personal-, que nunca más sucedan similares violaciones de los derechos humanos y actos de arbitrariedad estatal.

La presente declaración de prensa se publicó por Netzwerk Bildungsfreiheit e.V. Nürnberg, que aboga en toda Alemania por anular la obligación escolar alemana estricta y que trabaja por una liberalización de la enseñanza pública.

La persona de contacto es Elisabeth Kuhnle, Teléfono 0721-611979,

E-Mail: presse@netzwerk-bildungsfreiheit.de

Más informaciones en cuanto al tema Home Education / Homeschooling se encuentran también en la página
http://www.crecersinescuela.org/

PDF versión

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s